Cubiertas vegetales: 8 datos interesantes

Las cubiertas vegetales suponen multitud de beneficios, tanto a la vivienda que la alberga y a sus ocupantes, como a las viviendas de alrededor. Además de beneficios intangibles, como ahorro de agua, fijación de CO2 y mucho más.

En este artículo vamos a ver unos datos sobre las cubiertas vegetales no tan normales o conocidos, son estos:

 

1. NO EXISTE UN SÓLO TIPO

En cubiertas vegetales no podemos hablar de un único tipo que funcione siempre, hay muchas variables, como tipos de edificios, climas, necesidades del cliente, etc. Los techos verdes se catalogan en intensivas o extensivas, en función del espesor del sustrato y del tipo de terminación vegetal. Las cubiertas vegetales extensivas tienen poco espesor de sustrato, y en consecuencia, menor coste, menor peso y menor diversidad de especies vegetales. Las cubiertas vegetales intensivas son de mayor altura de sustrato, y, por tanto, más coste, más peso y más posibilidades en cuanto a tipos de plantas.

Alicante Forestal ofrece 7 tipos diferentes de cubiertas, y aun así seguimos realizando trabajos diferentes o mezclas de tipos, en función de las variables antes planteadas.

escorrentía vida natural cubierta vegetal cubiertas vegetales techos verdes green roof temperaturas efecto isla de calor

 

2. MODERAN LAS TEMPERATURAS DEL EDIFICIO

Uno de los beneficios más importantes de las cubiertas vegetales es proporcionar un ahorro en los costes de calefacción y refrigeración de los edificios que las soportan. Los resultados varían según el tamaó del edificio, el clima y el tipo de techo verde. Hay ejemplos, como la simulación realizada por Environment Canada, de un edificio de una sola planta, 10cm de sustrato y terminación de pradera de crecimiento medio, la reducción de las necesidades de aire acondicionado fueron del 25%. En otro experimento en Ottawa, una cubierta vegetal extensiva, con 15cm de sustrato , reducía las ganancias de calor en un 95% y las pérdidas de calor en un 26%, en comparación con un tejado convencional de referencia.

Alicante Forestal instala una cubierta especialmente diseñada con este fin, la Cubierta Cántir, inspirada el sistema natural de refrigeración de las plantas.

 

3. REDUCEN EL EFECTO ISLA DE CALOR Y LA CONTAMINACIÓN

Las cubiertas vegetales ayudan a cumplir con las reducciones de gases del efecto invernadero y a suavizar el cambio climático dentro de sus posibilidades, mediante la reducción del efecto de isla de calor (presente en las grandes ciudades y consistente en la dificultad de la disipación del calor durante las horas nocturnas, cuando las áreas no urbanas, se enfrían notablemente por la falta de acumulación de calor) La reintroducción de la vegetación en las ciudades promueve la refrigeración natural por absorción, ya que las plantas no reflejan los rayos solares y por la propia evapotranspiración de la vegetación. Los techos negros pueden alcanzar altas temperaturas, de hasta 70ºC, resultando pésimo para la temperatura a ras de suelo. Existen estudios que determinan que implantar un 25% de cubierta verde puede reducir el efecto de isla de calr hasta 1ºC. Por otro lado, la vegetación establecida en las cubiertas puede reducir los niveles de contaminación del aire, atrapando partículas y gases nocivos para la salud.

cubierta vegetal cubiertas vegetales techos verdes green roof temperaturas efecto isla de calor escorrentía vida natural

 

4. DISMINUYEN LA ESCORRENTÍA

Muchas de las ciudades más antiguas combinan alcantarillado sanitario y pluvial, cuya capacidad de tratamiento puede ser abrumada por las fuertes precipitaciones, lo que resulta en la contaminación de las vías fluviales con aguas residuales sin tratar. Al capturar y almacenar temporalmente las aguas pluviales, techos verdes pueden reducir el escurrimiento volúmenes, reduciendo de ese modo estos problemas en el alcantarillado de desbordamiento. Mediante la reducción de los caudales máximos, las cubiertas vegetales también pueden reducir la incidencia de inundaciones y daños por erosión.

La cubierta vegetal Garoé, es la más indicada para este fin, ya que es capaz de almacenar hasta 120 litros por m2 de cubierta, contribuyendo a este efecto de forma notable, ya puede asumir un buen aguacero y acumular el agua de lluvia, reduciendo la escorrentía en la cubierta.

 

5. MEJORAN LA CALIDAD DE LAS AGUAS PLUVIALES

Las cubiertas vegetales actúan como filtro de las aguas pluviales, mejorando de la calidad de la escorrentía. Los estudios han demostrado que la escorrentía de un techo convencional contiene altas concentraciones de contaminantes de agua de lluvia, materiales para techos, y la deposición atmosférica. Las plantas y los medios de cultivo utilizados en los cubiertas vegetales ayudan a descontaminar la escorrentía, cargando menos contaminantes en el sistema de aguas pluviales municipales.

La cubierta vegetal Viscum, especialmente pensada para cubiertas existentes con tejas, filtra de forma pasiva el agua de lluvia, mejorando la calidad del agua de escorrentía de los tejados.

cubierta vegetal cubiertas vegetales techos verdes green roof temperaturas efecto isla de calor escorrentía vida natural

 

6. SANTUARIO DE VIDA NATURAL

Algunos animales salvajes pueden vivir gracias a las cubiertas vegetales, aunque no pretenden ser sustitutos de verdaderos espacios naturales, las cubiertas pueden ser parte de un sistema para complementar los corredores verdes y hábitats de vida silvestre dentro de un entorno urbano. En las zonas densamente pobladas, los techos verdes pueden representar islas de vida silvestre. Incluso en zonas altamente pobladas, insectos beneficiosos, aves, abejas y mariposas pueden ser atraídos por la vegetación de las cubiertas. Incluir en la selección de plantas especies autóctonas, ayuda a fomentar estos efectos, ya que han evolucionado junto con los animales que dependen de ellas.

Además, las cubiertas verdes pueden ser específicamente diseñadas para imitar los hábitats en peligro de extinción, implantando vegetación seleccionada para ello.

 

7. DEL TECHO AL PLATO

Los cultivos agrícolas en las cubiertas vegetales puede ayudar a mitigar los impactos negativos de la expansión urbana, y garantizar la seguridad alimentaria, por involucrar a las comunidades en el proceso de producción de alimentos. Teniendo en cuenta que la tierra de calidad en los centros urbanos es un bien escaso para el desarrollo, los techos son un lugar lógico para la agricultura urbana. La producción de alimentos en las ciudades reduce la incertidumbre asociada con el suministro de alimentos a larga distancia, incluyendo las interrupciones del suministro. Los cultivos en jardines comunitarios pueden ayudar a satisfacer las necesidades nutricionales y reducir los gastos de los hogares en alimentos, mientras que la creación de lugares accesibles de reunión y áreas de actividad que pueden aumentar la interacción social y la cohesión de la comunidad. Un número de negocios y restaurantes están descubriendo estos beneficios, y cultivan verduras para sus mesas.

La cubierta vegetal Baobab es la más indicada para este uso en la gran mayoría de ocasiones, ya que soporta hasta 300cm de sustrato, sobre lo que se podrían cultivar incluso árboles.

cubierta vegetal cubiertas vegetales techos verdes green roof temperaturas efecto isla de calor escorrentía vida natural  

 

8. COMPLEMENTO DE PANELES SOLARES
 
La eficiencia de los paneles solares basados ​​en silicio disminuye a medida que las temperaturas aumentan en un día caluroso. Una cubierta vegetal, por lo tanto, puede aumentar la eficiencia del panel solar (y por lo tanto la cantidad de energía producida) mediante la reducción de la temperatura ambiente en un techo. A su vez, los paneles solares pueden ayudar a proteger la cubierta de los daños causados ​​por las ráfagas de viento.
cubierta vegetal cubiertas vegetales techos verdes green roof temperaturas efecto isla de calor escorrentía vida natural  
 
 
 
Fuentes: